Asamblea Nacional refuerza protocolos de seguridad

QUITO, Pichincha

Después del rechazo a las prácticas ilegales (audios y escuchas) al interior de la Asamblea Nacional, expresado por los legisladores mediante resolución, esta mañana se reforzó el protocolo de seguridad previo a las sesiones plenarias en el salón Nela Martínez del palacio legislativo.

El coronel Pablo Dávila, Jefe de la Escolta Legislativa, explicó que los registros de explosivos ha sido una práctica constante realizada dos horas antes de las sesiones, no obstante hoy se implementó un barrido electrónico que contempla una inspección íntegra y exhaustiva de las áreas en las que se ubican los legisladores con el fin de precautelar su seguridad y privacidad.

El Grupo de Intervención y Rescate (GIR) así como la Dirección General de Inteligencia (DGI) son los responsables de realizar estos registros antiexplosivos y electrónicos –respectivamente- en coordinación con la Escolta Legislativa y la Presidencia de la Asamblea Nacional con la finalidad de fortalecer la seguridad de los legisladores.

El barrido electrónico consiste en detectar dispositivos que podrían estar instalados en los curules y distintos espacios en los que se desempeñan los legisladores que podrían registrar audio o video no autorizados.

Asimismo, el barrido antiexplosivos consiste en detectar armas o detonantes en el área plenaria.

Con estas medidas que se suman a las ya establecidas en los protocolos de seguridad, la Asamblea Nacional garantizará a las autoridades parlamentarias mayor privacidad. (I)

Entradas relacionadas

Deja tu comentario