Pablo Flores renunció a la gerencia de Petroecuador



QUITO, Pichincha

Cinco días después del anuncio de la fusión entre las dos empresas públicas petroleras del país, Pablo Flores presentó su renuncia al cargo de gerente general de Petroecuador.

El ahora exfuncionario estuvo en el cargo desde el 17 de agosto de 2018, y entre sus principales acciones está el impulso al incremento de ventas spots de petróleo.

Además, fue parte de las últimas negociaciones, desarrolladas en 2019, para ajustar los contratos vigentes de preventas petroleras con China.

Sin embargo, Flores no habría estado de acuerdo con nuevas operaciones de preventa, las cuales estarían atadas a una parte de los $2.000 millones que llegarían, hasta final de año, como préstamos desde China.

Entre los principales temas que deja pendiente están la concesión de la Refinería de Esmeraldas y la demanda a Odebrecht por los daños causados al país por las fallas en la construcción del Poliducto Pascuales Cuenca.

Sobre la fusión con Petroamazonas, Flores admitió que Petroecuador tiene limitantes en sus balances financieros para conseguir una unión en este año.

La nueva petrolera estatal, que deberá comenzar a operar desde el 1 de enero de 2021, se llamaría Empresa de Energía del Ecuador. (I)

Con información diario La Hora

Autor entrada: David Jaramillo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *