La IEA se pone en lo peor con el petróleo, al que espera un “traicionero” rebote



El petróleo está de capa caída. Al pesimismo de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo) y de BP, coloso petrolero británico, se une ahora el de la IEA (International Energy Agency, por sus siglas en inglés). Al esquisto le espera un “traicionero” rebote.

En su informe mensual, la agencia ha rebajado sus perspectivas de crecimiento de la demanda mundial de esquisto hasta los 91,7 millones de barriles diarios.

Esta cifra supone una contracción interanual de 8,4 millones de barriles diarios, algo más que la contracción de 8,1 millones anticipada en un primer momento por la organización con sede en París.

“Esperamos que la recuperación de la demanda petrolífera se desacelere de forma marcada en la segunda mitad del 2020”, pronostica.

“La desaceleración económica tardará meses en revertirse por completo, por lo que es poco probable que mientras tanto, sectores como la aviación, regresen a sus niveles previos a la pandemia incluso en 2021”, añade la IEA. En lo que va de año, los futuros del crudo acumulan un desplome del 40%.

“El mensaje principal que transmitimos es que el sentimiento parece estar debilitándose”, apuntaba este martes Neil Atkinson, jefe de la división de petróleo, industria y mercados en la IEA. “Parece que el rebote está comenzando a perder fuelle”, alerta. (I)

Con información de bolsamania.com

Autor entrada: David Jaramillo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *