FUT y CONAIE marchan contra Lasso y el aumento de precios de los combustibles



QUITO, Pichincha

El Frente Unitario de Trabajadores (FUT), la mayor central obrera de Ecuador, realizó este miércoles la primera movilización masiva contra el Gobierno de Guillermo Lasso Mendoza, a quien le exige derogar un decreto que ha elevado el precio de las gasolinas y provocado una escasez generalizada.

Lasso, que asumió el poder el pasado 24 de mayo, ha mantenido decretos ejecutivos de su antecesor, Lenin Moreno Garcés (2017-2021), especialmente el que establecía una banda de fluctuación para el precio del combustible que ha acabado incrementando cada mes el valor de las gasolinas, entre otros.

Justamente, la marcha sindicalista coincidió con el anuncio del Gobierno de que el precio de la gasolina “extra” o regular subirá desde hoy a 2,28 dólares por galón (3,78 litros), diez centavos más que en julio y 48 centavos más que hace un año.

El precio del diésel, de gran consumo en el transporte masivo, ha pasado de un dólar en julio del año pasado a 1,60 dólares desde este jueves.

La movilización, convocada por el FUT, contó con el apoyo de la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie), la organización social más importante del país, así como de otra de estudiantes universitarios.

Una gran presencia de policías se registró en el centro histórico de la ciudad, sobre todo en torno a la Plaza de la Independencia, donde se encuentra el Palacio de Gobierno.

El paso de la manifestación transcurrió sin problemas por las calles del casco histórico, aunque al final de la marcha, un pequeño forcejeo entre manifestantes y policías terminó con efectos para los periodistas que cubrían la información.

Un reportero fotográfico resultó con heridas por la mordida de un perro de la policía, que fue liberado con otros canes para intentar dispersar a los manifestantes.

Durante la masiva marcha, que también fue replicada por los sindicatos en Guayaquil, entre otras ciudades, la consigna principal fue la de pedir al Gobierno de Lasso que escuche el clamor ciudadano.

En la cabeza de la marcha de Quito se apostaron dirigentes como Ángel Sánchez, presidente de turno del FUT, y Leonidas Iza, máximo dirigente de la Conaie, en una demostración de unidad de los sectores sociales.

Iza aseguró que “Lasso sigue sosteniendo las políticas del expresidente Moreno”, a quien los sectores populares ven como uno de los principales responsables de la crisis económica que afecta al país.

El dirigente indígena instó al Gobierno a que no debe ver esta manifestación como una amenaza, sino comprender que, mientras menos se resuelvan los problemas económicos que afectan a la mayoría de la población, “habrá más reacción social”. (I)

Post Author: David Jaramillo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.